Editoriales / Aleatoria

La delincuencia se combatirá con piedras y resorteras

Bajo palabra

VÍCTOR HUGO CASTAÑEDA SOTO, , actualizada 08:43 🕚
La delincuencia se combatirá con piedras y resorteras

La base de la organización política de nuestra nación radica, justamente, en los Municipios, administrados por Ayuntamientos plurales y se convierten en la autoridad más cercana al ciudadano.

El artículo 115 de la Constitución General de la República establece la plena autonomía y libertad de administración de los propios Ayuntamientos, pero esta nunca será una realidad si la Federación no fortalece su hacienda pública y, en el caso de la 4T y de la administración del virrey López Obrador, no solo está demeritando la fortaleza financiera de los municipios, sino que para el 2021 los dejará en estado de indefensión, frente a la delincuencia organizada y desorganizada

En el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2021, el presidente López propone la desaparición del rubro Fortalecimiento de Seguridad para los Municipios (Fortaseg); esto significa que los casi 4 mil millones de pesos que se ejercieron en el año que transcurre, para el 2021, no habrá recurso alguno y este dinero será destinado a la Guardia Nacional (militarizada) a la cual, extralegalmente, se le estarán transfiriendo facultades propias de las policías locales como lo es la prevención, investigación y persecución de los delitos. En pocas palabras, López Obrador desarmará las policías municipales para fortalecer a la fracasada Guardia Nacional, a efecto de tener un mayor control sobre los Municipios y los Estados.

Con la cancelación de recursos al Fortaseg, fondo con el que se apoyó a las policías municipales de 286 municipios durante el año que transcurre, el Estado de Durango dejará de percibir 50 millones de pesos y el Ayuntamiento capitalino perderá 26 millones 742 mil pesos, que se utilizaron en este 2020, para equipamiento, reclutamiento, entrenamiento, capacitación y fortalecimiento tecnológico de las corporaciones policiacas municipales.

Es importante reiterar que el 80 por ciento de los recursos que se aplican en las policías municipales tienen o tenían su financiamiento en los subsidios federales como lo es el Fortaseg, en una mezcla de un 80 por ciento federal y un 20 por ciento del municipio beneficiado.

Hoy, con este recorte las policías municipales quedarán en estado de indefensión, a merced del crimen organizado y desorganizado; se carecerá de patrullas, armamento y capacitación en perjuicio de la ciudadanía.

Sin este recurso, los municipios ya no podrán aplicar los exámenes de admisión y de control de sus elementos, dejando la posibilidad de que las propias corporaciones sean infiltradas por las fuerzas de la delincuencia y operar desde dentro.

Dada la importancia del tema y del recorte, es de extrañar y de reclamar la omisa y muda conducta de las cuatro diputadas federales (de origen morenista) que no registraron una sola intervención o una sola gestión para defender el presupuesto de Durango; simplemente callaron como momias, ni pío dijeron, y aplaudieron como focas la propuesta que el Ejecutivo Federal envió a la Cámara de Diputados.

Es de recriminarse y reclamarse la conducta omisa y cómplice de las cuatro diputadas federales duranguenses, que dicen representarnos en la Cámara federal, pues lejos de exigir lo que en justicia nos corresponde, simplemente se arrodillaron frente al edicto del monarca.

En su endeble discurso y para efectos de fotografía, las cuatro diputadas afirmaron que Durango sería beneficiado con mayores recursos para el 2021, afirmación ominosa y deshonrosa, pues sus decires son contrarios a la realidad e intentaron engañar al Gobierno y al pueblo de Durango, pues saben y sabían que Durango sería castigado con una disminución en su presupuesto y en áreas muy sensibles como el de seguridad pública.

Ante el nulo trabajo legislativo de las cuatro diputadas federales, es necesario preguntarnos: ¿tiene caso seguir pagándole el sueldo a cuatro diputadas que ni siquiera dan la cara para explicar sus omisiones y su ausencia en la defensa de los intereses del pueblo de Durango, que dicen representar?

Uno de los grandes problemas que vive nuestra nación, nuestro estado y nuestros municipios es precisamente el incremento de los delitos, que se vinieron en cascada como causa del impresionante desempleo, efecto de la pandemia que ya rebasa el medio año, y por eso no se entiende que el Gobierno Federal recorte el presupuesto a la seguridad pública y no incentive la inversión, ni a poye a los micro y pequeños comerciantes y empresarios.

Es claro que este gobierno de 4ª hace exactamente todo lo contrario; pareciera que su interés es poner a merced de la delincuencia a nuestra población para que pierdan su patrimonio y en una de esas hasta la vida.

Una de las obligaciones constitucionales esenciales del Estado mexicano es la de garantizar a sus gobernados la integridad física y patrimonial, cosa que no se puede cumplir cuando se mutilan los brazos y los pies de nuestras corporaciones policiacas.

Ante esta realidad, es claro que, en el caso de Durango, los policías dejarán las patrullas y se subirán a sus bicicletas; dejarán de portar armas y utilizarán, en algunos casos, toletes y la mayoría tendrá que recurrir a la piedra y a la resortera (bienvenidos los Pica Piedra y el comandante Pablo Mármol) para enfrentar a la delincuencia, la cual está extremada y profesionalmente equipada y armada.

Con esta actitud, nos explicamos las carcajadas del Presidente de la República, frente a las víctimas de las 45 masacres ocurridas en lo que va del año, burlarse de la falta de medicamentos para combatir el cáncer en niños y ocuparse de ridículas rifas que, lejos de dejar un beneficio, dejaron grandes pérdidas y desfalcos a la nación.

La delincuencia se combatirá con piedras y resorteras
La delincuencia se combatirá con piedras y resorteras

Editoriales, Bajo Palabra

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Noticias más leídas

Noticias recientes

Más notas de Editoriales